Va al Ejemplar actual
PNUMAPNUD
Edición Impresa
MEDIOAMBIENTE Y DESARROLLO
 
Inter Press Service
Buscar Archivo de ejemplares Audio
 
Home Page
Ejemplar actual
Reportajes
  Análisis
  Grandes Plumas
  Acentos
  Entrevista y P&R
  Ecobreves
  ¿Lo sabías?
  Tú puedes
  Libros
  Galería
Ediciones especiales
Gente de Tierramérica
  ¿Quiénes somos?
Geojuvenil
Espacio de debate hecho por jóvenes y para Jóvenes
Geojuvenil
 
Cambio Climático
Proyecto de soporte a negociación ambiental

Cambio Climático

  Inter Press Service
Principal fuente de información
sobre temas globales de seguridad humana
  PNUD
Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo
  PNUMA
Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente

 
Reportaje
La extracción sustentable de bienes naturales

Florecen productos "verdes" en Brasil

Por Mario Osava

Tintes para pantalones de mezclilla, refrescos, zapatos y hasta condones son algunos de los productos que se elaboran a partir de bienes naturales de la Amazonía

RIO DE JANEIRO.- Diversos bienes naturales de la Amazonía, entre ellos frutas, derivados de caucho y aceites cosméticos y medicinales, son materia prima de productos de consumo masivo, que empiezan a conformar en Brasil una floreciente industria verde.

El caucho natural es usado para fabricar condones y sofisticadas bolsas y sandalias, mientras que el fruto de una palmera llamada azaí sirve para teñir pantalones de la transnacional Levi's y el guaraná, un alimento energético, es la base de una bebida industrializada que, según sus productores, pretende competir con la Coca Cola.

Al igual que el azaí, muchos colorantes y fijadores naturales empleados por los indígenas amazónicos para crear artesanías, como urucum y jenipapo, despiertan el interés del mercado.

Los kaxinawás, por ejemplo, pintan de negro sus tejidos con un barro local y fijan el color con cáscara del árbol de caoba y secreciones del banano, explicó a Tierramérica el empresario João Augusto Fortes, propietario de Amazon Life, una empresa de Río de Janeiro especializada en productos ecológicos.

Se trata de productos de "extracción sustentable", proceso que cuenta con el estímulo de un programa apoyado por el gobierno, el Grupo de los Siete países más ricos y organizaciones no gubernamentales, ONG.

Las Reservas Extractivas, idealizadas por Chico Mendes, líder social y ambientalista asesinado en 1988, se multiplicaron en los últimos años. Hasta ahora fueron creadas 17 unidades, con participación de 30 mil personas, y hay 14 más en gestación, según la Secretaría de Coordinación de la Amazonía.

"Conocemos el potencial de ventas de algunos productos y lo que hay que hacer, pero faltan inversiones", puntualizó Juárez Leitão dos Santos, presidente del Consejo Nacional de Seringueiros (recolectores de caucho).

La pulpa de azaí tiene "un mercado fantástico", también como bebida o alimento para deportistas, pues aumenta la elasticidad muscular, señaló Dos Santos. Una red de centros de gimnasia se interesó en adquirirla, pero hace falta invertir en un sistema de distribución, se quejó.

No obstante, a partir de este año habrá recursos de manera regular, con un mayor aporte oficial y financiamiento del Banco de Desarrollo Amazónico, dijo a Tierramérica Mary Alegretti, titular de la Secretaria de Coordinación de la Amazonía, del Ministerio de Medio Ambiente.

Los grandes desafíos de la producción extractiva son ahora lograr una alta calificación tecnológica, así como la regularidad de la oferta.

"El modelo para el desarrollo de la actividad", dijo Alegretti, fue adoptado para la madera en la Reserva de Xapurí, en el estado de Acre. El proyecto comprende manejo forestal, pequeña industria con certificación ambiental, escuela de capacitación y entrenamiento en diseño en Italia. Es decir, un ciclo completo para la venta de muebles y productos finales, con valor agregado.

Bello y resistente

La llamada "Sandalia d'Árbol" es un producto creado para el sofisticado mercado de la moda que contribuye a la preservación de los bosques amazónicos.

Fue lanzada durante el festival "Rock in Rio", que atrajo a 1,2 millones de personas entre el 12 y el 21 de enero pasado bajo la consigna "por un mundo mejor".

"Diseño osado, comodidad, resistencia y belleza" caracterizan el calzado desarrollado por el Instituto de Econegocios de Amazonía, con financiamiento del Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF, por sus siglas en inglés), dijo Moacyr Bittencourt, coordinador de mercadeo de productos naturales de WWF/Brasil.

El alto precio de ese calzado, 96 reales (49 dólares), se justifica porque su calidad está ajustada al nivel de exigencias europeas, y porque se remunera a los pueblos que protegen los bosques, explicó Bittencourt.

Los insumos - caucho natural y cuero vegetal - proceden de asociaciones de "seringueiros" y de indígenas kaxinawás de Acre. Las sandalias son hechas en una fábrica de calzado del sur del país y la producción inicial puede alcanzar hasta cuatro mil pares al mes, límite determinado por la oferta de materias primas. Ya hay compradores interesados en Suiza, Holanda y Gran Bretaña.

En las ventas, además de la red internacional de WWF, participa Amazon Life, fundada hace diez años, inicialmente para el desarrollo y la comercialización del cuero vegetal, un tejido encauchado que sustituye al producto animal.

Su facturación es cercana a 1,5 millones de dólares anuales, dos tercios por concepto de exportaciones. Además, comenzó a diversificar su producción con bolsas, mochilas, ropas y calzados, que divulga en el sitio: http://www.amazonlife.com.br/

El caucho también será industrializado en la misma Amazonía para la producción de condones, en un proyecto que une al gobierno estatal de Acre, la Secretaría de Coordinación de la Amazonía y el Ministerio de Salud. Este último asegura la compra de toda la producción.

Pero todos esos productos, como cuero vegetal, condones y guantes, representan una limitada demanda de caucho, cuyo verdadero gran mercado es la industria de neumáticos, observó Atanagildo de Deus Matos, nuevo dirigente del gubernamental Centro de Desarrollo de las Poblaciones Tradicionales.

Por eso, sus mayores esperanzas se concentran en un proyecto de la empresa Pirelli, el neumático "Xapuri", totalmente confeccionado con caucho natural y anunciado para este semestre.

"Eso sí absorberá la producción de caucho", afirmó Matos. Costará más que similares de caucho petroquímico, pero se trata de un "impuesto ambiental que la sociedad debe pagar por la preservación de los bosques amazónicos", argumentó Matos.


· El autor es corresponsal de IPS.

La Amazonía en cifras
La Amazonía vuelve a despertar el ambientalismo
La madera 'verde' mexicana


 

Copyright © 2001 Tierramérica. Todos los Derechos Reservados

 


 

Enlaces Externos


Sobre la extracción sustentable

Proyecto cuero vegetal

WWF - Sandalia ecológica

Amazon Life

Comercio y Medio Ambiente en la OMC

Tierramérica no se responsabiliza por el contenido de los enlaces externos