Va al Ejemplar actual
PNUMAPNUD
Edición Impresa
MEDIOAMBIENTE Y DESARROLLO
 
Inter Press Service
Buscar Archivo de ejemplares Audio
 
  Home Page
  Ejemplar actual
  Reportajes
  Análisis
  Acentos
  Ecobreves
  Libros
  Galería
  Ediciones especiales
  Gente de Tierramérica
                Grandes
              Plumas
   Diálogos
 
Protocolo de Kyoto
 
Especial de Mesoamérica
 
Especial de Agua de Tierramérica
  ¿Quiénes somos?
 
Galería de fotos
  Inter Press Service
Principal fuente de información
sobre temas globales de seguridad humana
  PNUD
Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo
  PNUMA
Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente
 
Conectate

Planetas en vecindad

Los nueve planetas, el Sol y otra gran cantidad de cuerpos espaciales que componen nuestro Sistema Solar son los habitantes de una vecindad cuya naturaleza apasiona a la humanidad: un delicado equilibrio permitió el florecimiento de vida en la Tierra.

Un planeta es un objeto en órbita alrededor de una estrella, más grande que un asteroide. Hasta ahora, la civilización humana no ha descubierto ningún otro conjunto de planetas como el del Sistema Solar, pero el espacio es inmenso...

En la Tierra la aparición del ciberespacio abrió una nueva compuerta al conocimiento de las personas sobre el vecindario estelar donde habitan. No sólo porque abundan los datos: también es posible ver el Sistema Solar e intuir sus dimensiones a sólo un clic de distancia, desde nuestras computadoras.

Uno de los sitios más relevantes de Internet está dedicado a este tema: se trata de 'Los nueve planetas', donde abundan informaciones y enlaces destinados a aumentar la comprensión sobre este sistema planetario.

Pero la red también reserva directorios, sitios de imágenes, y numerosas explicaciones sobre las relaciones establecidas entre los planetas de nuestro vecindario.

¿Y quién vive en ese vecindario estelar? Pues bien, fuera del Sol que está en el medio y de los nueve planetas, hay unas 80 lunas o satélites artificiales que giran en torno a esos planetas. Y además millones y millones de asteroides y cometas.

Los nueve planetas (Página de entrada en varios idiomas y servidores de Internet)
Sistema solar en vivo (en inglés)
Nasa: bienvenido a los planetas (fotos y más...)
Conociendo el sistema solar (en español)
Vistas del sistema solar (en español)
Spacelinks/Nasa: Sistema solar (directorio)
Explicación del sistema solar (en español)
Viaje al sistema solar (en portugués)
El sistema solar (en español)
Un viaje a nuestro sistema solar (en español)

Poder terrenal

La energía geotérmica es tan antigua como el planeta: tiene su origen en las altas temperaturas que albergan las entrañas de la Tierra. Y aunque sus poderes son conocidos por los humanos desde hace mucho tiempo, la búsqueda de nuevas tecnologías para aprovecharla mejor es un desafío permanente.

Las manifestaciones de la energía térmica que habita bajo nuestros pies son numerosas. Por ejemplo a través de los volcanes, que expulsan el magma transformado en lava. O de las numerosas fuentes de aguas termales o de los furiosos geiser que expulsan agua caliente a gran presión.

Hace miles de años los humanos ya utilizaban este poder, para calentarse o para cocinar. Y de hecho las tecnologías sofisticadas para aprovechar mejor ese potencial comenzaron a desarrollarse desde el siglo pasado.

La energía geotérmica es una energía del futuro para los habitantes de comienzos del siglo XXI. Aún no está bien aprovechada, pero su uso podría reportar grandes beneficios pues es limpia, confiable, renovable y disponible.

De acuerdo con la Asociación Internacional de Energía Geotérmica hay unos 28 países donde esta fuente de poder es utilizada. En muchos de esos países se trata de proyectos experimentales, pero hay otros donde es una fuente de calefacción cada vez más utilizada. Islandia es una de las naciones más adelantadas en su uso.

Gran parte de los proyectos de aprovechamiento de la geotermia se basan en la construcción de aparatos de bombeo de agua que aprovechan el calor de las profundidades para producir vapor y temperaturas capaces de generar electricidad. Una vez utilizada, el agua es retornada, y se calienta de nuevo.

Pero los científicos realizan intensas investigaciones para mejorar el aprovechamiento del agua, y para descubrir mecanismos que permitirían profundizar aún más, y conseguir domar el poder de las rocas calientes y del magma.

En Internet es posible encontrar excelente información sobre qué es y cómo funciona esta fuente de energía que, según un sitio web, es 'casi ilimitada'...

Portal educativo: energía geotérmica (en inglés)
Departamento de Energía de EE.UU. (en inglés)
Energía geotérmica: características (en español)
Asociación Internacional de Energía Geotérmica (en inglés)
Energía geotérmica en el mundo
Cómo funciona la energía geotérmica (en español)
Sandia Lab: investigaciones en EE.UU. (en inglés)
Aprovechamiento de energía geotérmica (en portugués)
Recursos sobre energía geotérmica (en inglés)
Energía geotérmica: cómo funciona (en español)

Inmunodeficiencia humana

La aparición del Virus de la Inmunodeficiencia Humana o VIH tuvo un impacto asteroidal sobre las sociedades humanas. Es el causante del SIDA, un síndrome tristemente famoso por sus efectos devastadores, ya que deja a su paso una secuela de muerte y pobreza.

Desde los años 80, cuando fueron detectados los primeros casos de Sindrome de Inmunodeficiencia Humana (SIDA) el mundo ha aprendido mucho sobre esta afección, sobre sus causas, sobre la forma de entorpecer el trabajo del virus, o sobre la clave para luchar contra su difusión: la prevención.

Los hombres son aliados indispensables para controlar la expansión del VIH, advirtieron los organizadores del Día Mundial de la Lucha contra el SIDA 2001, celebrado en todo el mundo el 1 de diciembre. El lema internacional de este año fue: "A mí me importa, ¿y a tí?".

A comienzos de 2001 el SIDA está presente en todo el planeta Tierra. En la actualidad se combate el virus con un cóctel de remedios que ha demostrado su eficiencia, también en la prevención de contagios, pero muchos pobres, que son los más afectados, no los pueden comprar.

Entretanto, los investigadores insisten en la búsqueda de una vacuna, pero el proceso podría demorar años.

La región más afectada del mundo es Africa. En algunos países de ese continente está atentando contra el desarrollo de generaciones enteras. Y más allá del drama social, plantea un reto económico pues las estrategias de combate al virus y sus secuelas generan un altísimo costo para la humanidad.

En América Latina y el Caribe la intensidad con que se presenta el VIH/SIDA difiere mucho de país en país. También las poblaciones de riesgo son diversas. Según los especialistas, esas características plantean un desafío particular para las estrategias de prevención.

El primer paso para esas estrategias de prevención, sin embargo, siempre es el mismo: la información. Y en ningún lugar de la Tierra se consigue tanta información sobre el SIDA como en Internet, donde hay consultorios virtuales, portales y directorios dedicados a este tema.

Especial: Día Mundial de la Lucha contra el SIDA
ONUSIDA: Día Mundial de la lucha contra el SIDA 2001
ONUSIDA, Programa Conjunto de las Naciones Unidas contra el VIH/SIDA
Banco Mundial: economía del SIDA
OMS: Departamento de VIH/SIDA
OMS/ONUSIDA: Iniciativa para una vacuna contra el VIH
OPS: SIDA en las Américas
Aegis: Un amplio directorio... ¿cómo usar la Internet para informarse?
The Body en español (español)
VIHSIDA.cl: todo tipo de preguntas y respuestas sobre el SIDA (español)


Copyright © 2001 Tierramérica. Todos los Derechos Reservados
 

Crédito: NASA
Crédito: NASA


El poder del viento

Una bacteria peligrosa

Gatos feroces y amenazados

Astro Rey

Camino a Johannesburgo

Dientes feroces

El gran pájaro

Hielos australes

Montañas de fuego

Un agujero amenazante

Seres reptantes

Un pequeño gran mundo

Luz de vida

Centellas tormentosas

Capturas acuáticas

Aullidos ascentrales

El otro reino

Alas sutiles


Crédito: USNPS/freestockphotos.com
USNPS/freestockphotos.com

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


UNAIDS/S. Noorani
UNAIDS/S. Noorani